Encíclica sobre la ecología

Encíclica sobre la ecología
Clica en la foto para descargar la encíclica

viernes, 11 de octubre de 2013

EN EL DESIERTO SE DESCUBRE LO ESENCIAL PARA VIVIR

Objetivo del curso pastoral 2013-2014

Hipólito Cabrera González
Vicario General

                           Revisar el Plan diocesano de pastoral en el que se ha trabajado durante el último quinquenio y la tarea que durante ese mismo período ha realizado la diócesis en los distintos ambientes donde está presente son los principales objetivos marcados por la Iglesia en Canarias para el curso 2013-2014 que ahora empieza.
                          Para ello se ha elegido como lema una frase del Papa emérito Benedicto XVI En el desierto de descubre lo esencial para vivir, porque ella expresa los duros momentos que estamos viviendo. Revisar lo hecho durante estos años con la mirada apuesta en la realidad social y económica que nos ha tocado vivir es caminar por un desierto sin detenernos, avanzando con la mirada al frente, con la esperanza de encontrar el oasis.
                         La Nueva evangelización ha sido una constante y punto de encuentro común de cada uno de los objetivos pastorales que durante los últimos años se ha venido trabajando como respuesta a ese Plan pastoral que se puso en práctica en el año 2007 Creyentes en Cristo para ser sus testigos. A partir de ahí, en cada curso se ha reflexionado en torno a un aspecto importante para la vida cristiana: la Acogida, la Eucaristía, el anuncio de la Palabra y la caridad.
                        Ahora queda ver el resultado del esfuerzo hecho por todos los diocesanos apoyados por la gran aportación que está suponiendo la celebración del Año de la fe que se clausura el próximo 24 de noviembre. Del fruto de ese esfuerzo quedará el proyecto, el actuar, que se marcará en este curso pastoral 2013-2014. Desde ahí podremos afrontar juntos este continuo reto de la Nueva Evangelización que exige revitalizar y rejuvenecer los secretariados y delegaciones, porque ellos son los vehículos que nos sirven para apoyar y estimular a los agentes de pastoral, la esencia viva de nuestras comunidades cristianas.
                      El curso pastoral 2013-2014 que ahora empieza anunciando novedades. Esa continua revisión y programación de la que hemos hablado hará un pequeño paréntesis en el mes de mayo para acoger a un gran acontecimiento: la bajada de la Virgen del Pino a Las Palmas de Gran Canaria. De esa manera celebraremos el centenario de su patronazgo. Este acontecimiento supondrá una más de las expresiones de fe que tiene nuestro pueblo canario. Será un momento importante dentro del proyecto de la nueva evangelización que tanto el sínodo de los obispos como el papa Francisco están planteando. Será todo trabajo de catequesis, de reflexión y de vigilia para que se despierte de nuevo ese arraigo de la fe del pueblo canario en torno a la Madre, pero, fundamentalmente, en torno a su Hijo Jesús.